Conexion con la BD

IU exige al PP más transparencia en la gestión municipal y la publicación de los contratos menores

El Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Almería exige al alcalde de la ciudad y al equipo de gobierno del PP más transparencia en la adjudicación de los numerosos contratos menores que se vienen realizando. “Desde que gobierna el PP, éste ha sido el procedimiento estrella en la contratación de servicios en el ayuntamiento capitalino, sobre todo a partir de la entrada en vigor de la Ley 30/2007, de 30 de octubre de Contratos del Sector Público cuyo límite cuantitativo para estos contratos alcanza los 18.000 euros, sin contar el IVA. Por ello, -sostiene Rafael Esteban, portavoz de IU-, si se quiere avanzar en transparencia en el ámbito local y reducir cualquier posibilidad de usar lo público para otro beneficio, es necesario la publicación de todos los contratos menores, sean de servicios u obras en la web corporativa del Ayuntamiento de Almería”.

En este sentido, el grupo municipal de Izquierda Unida denuncia no sólo el abuso de este sistema contractual que ni requiere publicidad, ni informe de Secretaría, fiscalización de Intervención ni garantías, sino también el gasto excesivo en comunicación institucional por parte del Ayuntamiento de Almería. “El PP no puede valerse de esta vía para promocionarse mediante la institución. El gasto directo de 18.000€ en el diario La Razón, afin al partido político que gobierna el consistorio, es una prueba de la falta del principio de igualdad que debe regir en la publicidad institucional”, explica Rafael Esteban.

Por otra parte, los otros contratos menores a los que hace referencia este grupo político, todos relacionados con la comunicación institucional y realizados en periodo preelectoral, suponen un instrumento, más de propaganda encubierta que de información. “El PP ya dispone de personal que realiza las funciones de prensa y comunicación, además de los contratos externos de comunicación que existen para áreas determinadas. Desde IU criticamos un gasto injustificable y la utilización de un procedimiento contractual que sólo conlleva a la sospecha de la parcialidad ya que no se produce la libre competencia”, afirma Rafael Esteban.